1 de diciembre de 2015

Poco a poco.

Como digo en el título de esta entrada, sigo progresando poco a poco. La verdad que tuve la fatídica idea de meterme en un nuevo curso de formación del trabajo - menos mal que era gratis -, del cuál no he aprendido nada, pero al cuál he tenido que dedicar una gran cantidad de tiempo. Y todos sabemos a qué se lo he tenido que restar.

Bueno, a lo hecho pecho - como bien dice el refranero español -. Como ya no tiene remedio, me voy a centrar en lo poco que he podido ir haciendo, arañando tiempo de dónde no lo había para dedicarme un poco a la "pequeña".

Lo primero, quiero disculparme, porque dada la escasez de tiempo, esta vez tengo menos fotos de lo que suelo acostumbrar del proceso de cada cosa realizada. 



En este tiempo, llegó una pequeña "chuche", que tenía pendiente, un filtro de gasolina con estilo. Pero al recibirlo, descubrí que la tapa tenía un "defectillo", era de un color grisáceo un poco feo y que no hacía justicia a lo bonito del filtro "old style".


Nada que no se solucione con una manita de pintura negra.


Los trabajos siguientes son, básicamente, cortar y lijar a base de radial. Pero lo primero es estar bien protegido - al menos esa es la teoría -.

Hacía tiempo que ya había planteado como quería cortar el guardacadenas, para hacerlo un poco menos basto y visible. Este elemento es indispensable, puesto que la moto está pensada en poderse usar con acompañante y creo que éste tendrá aprecio a sus tobillos, pantalones y calzado. 


Tocaba marcar y cortar y ver cuanto sobra.


Parece que algún trozo si que me ha sobrado. Aunque aún falta presentarla de nuevo en su sitio y dar los retoques finales.


Ya con la pieza final, era hora de quitarle la grasa añeja y costrosa del interior, que no era poca.

Puestos en faena con la radial, ¿por qué dejarla?, a si que seguimos cortando...




Esta vez le tocó al depósito de Derbi, pues me sobran las cogidas originales para poderlo presentar en el chasis de la SR y ver que me encuentro.

Ahora le tocaba el turno de los guardabarros, que hacía tiempo que los tenía planteados, al menos sobre el papel.


De la fabricación de los tirantes en varilla de acero inoxidable - AISI 304 -, solamente tengo el resultado final; bueno casi final, faltan los soportes de fijación de éstos; pero aún los tengo que fabricar.



Ahora le toca el turno a los guardabarros. Lo primero, es cortar las cogidas originales y dejarlo al largo definitivo.



Ahora al delantero solo falta afinar el acabado de los cortes y darle algo de forma en los extremos y listo.



El trasero, va casi entero, pero tiene unos refuerzos internos que dan un poco de trabajo, pero nada que no se pueda solucionar con la radial y un poco de maña.


Por último, para igualar los cantos con las partes cortadas, hay que eliminar el bordonado. De nuevo la radial hace el trabajo duro.


Para terminar el guardabarros trasero, tiene unas pequeñas hendiduras para salvar la horquilla, ya que es un guardabarros delantero de otra moto.





En este caso, nuestro amigo es el soplete y el martillo, que es de lo que dispongo, y con cariño y mucho cuidado, he intentado dejar todo el perfil lo más homogéneo posible. Y ya puestos, saqué un bollito que tenía en un lateral.


Ahora sí, los guardabarros ya están listos para presentarlos en su ubicación.
 

En todo este ir y venir decortes y golpes, también fabriqué el portamatrículas de aluminio, que veremos si finalmente sirve o hay que hacer algún "apaño".

Llegados a este punto, era hora de comprobar que todo lo que había hecho servía para algo.
 

Lo primero fue probar el guardabarros delantero con sus tirantes. De momento el resultado me gusta, a falta de fabricar los soportes de los tirantes y unir éstos al guardabarros lo doy por bueno.



El trasero, le tuve que recortar un poco, ya que quedaba más largo de lo que me gustaba. Tras comprobar su posición y el tirante, sólo falta fabricar el tirante inferior y las uniones de éstos al propio guardabarros; además de los soportes que unirán los tirantes al basculante.



Con el portamtrículas, tengo un problema. Me encanta como queda dónde había pensado, pero por desgracia tiene más inclinación de la permitada, tiene que ir más vertical, lo que me supone un problema, puesto que me roza con el guardabarros.
Aún no he pensado como solventarlo, pero ya se me ocurrirá algo.


Con el cubrecadenas, aún no he terminado, me gusta como ha quedado, pero tengo que bajarlo un poco para que quede algo más pegado a la cadena. Lo que me obliga a modificar o rehacer las cogidas de esta pieza. Otra cosa más para la lista de tareas pendientes.


Por último, intenté presentar el depósito sobre el chasis y para mi sorpresa, tengo un grave problema. El interior del depósito es muy estrecho y se queda encajado en el chasis.
Para solventar esto se me plantean varias soluciones:
  1. Cortar el chasis y adelgazarlo en la parte que roza.
  2. Cortar el depósito por la parte interna y volverlo a soldar.
  3. Tirar de soplete y martillo para moldear la parte interna del depósito hasta hacer el hueco necesario.
La solución que menos me gusta es la segunda, puesto que no puedo realizar yo mismo, al menos la parte de la soldadura. Pero aún no he decido como solventarlo.

Por el momento, no tengo más avances. Hasta pronto.

No hay comentarios: