15 de noviembre de 2016

La hora de la verdad.

Después de dejaros a medias, os merecéis el final sin más esperas - lo siento, pero editar y escribir cada entrada del blog conlleva más tiempo del que parece -.

Todo el trabajo anterior y su validez, dependía de que el trabajo que faltaba por realizar saliera bien, a si que la presión era mucha.






Sin  marcha atrás y sin cabida para error alguno, tan sólo quedaba poner la pieza en el torno y comenzar a, sí lo habéis adivinado, sacar viruta.





Tras el mecanizado y acabado final, solamente quedaba montar las piezas del puzzle.


Una vez colocado el conjunto en la caja que fabriqué para su transporte y entrega, sólo faltaba ir a ver a Chus y realizar la entrega en mano.



Tengo que decir que cuando Chus abrió la caja y vi su cara, sabía que había hecho justo lo que él me había plasmado con esa cartulina el primer día.




Fue corriendo a por la cúpula, recién acabada de pintura, para poder sobreponer la pieza y ver el resultado, que nos encantó a ambos.







Para terminar, me he tomado la libertad de "tomar prestadas" algunas de las fotos de la motocicleta con el faro montado. Algunas de ellas se realizaron en el evento "Oldies but Goldies" que se celebró en Madrid, organizado por "Revival of the  Machine".





Podéis ver más fotografías y trabajos de Kacerwagen en su página de Facebook y en su perfil de Instagram.

Espero que hayáis disfrutado viendo el resultado tanto o más que yo fabricándolo; y sufrido menos con la espera de lo que hice yo con la fabricación exprés y los contratiempos que fueron surgiendo por el camino.

Un saludo y gracias por vuestra paciencia.

No hay comentarios: